11084628_1600369340249213_1564931416_n

Cuando la vida se pone dura pocos recuerdos me agarran a la cordura.
Uno de ellos es su aroma, su color en verano y la sal en su piel.
El otro, no se siquiera si es cierto. Solo hay un vago recuerdo; un coche, la noche, las luces de una ciudad… Lejana, como mi felicidad. La música, un piano, las perlas en su boca. El olor a piel recién duchada.
La vida.
La tranquilidad
Mi elixir. Mi existir. Mi… “Voy a donde soy, es decir, hacia ti”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.