FunkoPop. C3PO.

¡Hola! perdonad la ausencia estos días, pero he estado malucha de la tripa, y preparando algunas cositas.

Hoy os traigo una entrada que me habéis pedido hasta la saciedad, un post hablando de los¡Funko Pop!

Sí, muchas y muchos sabréis ya que son mi debilidad, mi perdición, mi colección favorita de todos los tiempos. Estas figuritas me han robado el corazón.

Pero voy a comentaros cómo, no fue de la noche a la mañana, no fue algo que me viniera de sopetón.

Hace tres años estuve viviendo en Madrid, y ya entonces empezaban a verse estas figuritas adorables, en contadas tiendas. Yo iba a mirarlas, como hago con todo lo que me gusta y quiero evitar comprar, la primera vez que se las enseñé a una amiga le dije”no quiero comprarme una, porque se que si compro una ya no podré parar”… Qué bien me conozco jaja.

La verdad es que lo que más hacía era cotillearlas por internet, ya que en España no eran muy conocidas a primeros de 2013. En Julio de ese año me volví a mi ciudad y las volví a ver en Fnac. Siempre tuve claro que el que más me gustaba era c3po, ME ENCANTABA, era como una especie de mini-nenuco con unos ojitos monísimos, parecidos un poco a los de Cocoliso xD (os acordáis de ese muñeco cagón?)

Al final no pude resistirme, y ese mismo verano cayó el primer Funko… Y la verdad, es que lo llevé sorprendentemente bien, no compré ninguno más, no quería comprar por capricho, sino por afinidad con el personaje. Pero entonces llegó el verano de 2014… Aunque eso es lo contaré en la próxima Funko-entrada (: